Todo lo que debéis saber sobre las bisagras

Probablemente no sepáis mucho de esto, pero existen muchos tipos de bisagras para que podáis escoger cual es la que necesitáis, si no sabéis cual comprar, este post de cerrajeros Moratalaz Madrid te va a ayudar a la hora de que tengáis que elegir por una bisagra y aclarará vuestras dudas.

¿Qué es una bisagra?

Son dos trozos de hierro que van unidos, dicha unión es cimentada con un eje que permite que estos dos hierros se desplacen sin que puedan separarse. Principalmente las bisagras se usan en puertas y muebles que llevan puertas.

Bisagras tipo libro

Se llaman así, ya que su modelo y su tipo de apertura es literalmente como si fuese un libro, estas bisagras son las más comunes por su sencillez y que son muy cómodas de poner, así, con estas bisagras podéis unir dos compuestos, como por ejemplo un mueble de cocina y una puerta para dicho mueble, entonces lo que hicisteis fue, mediante una bisagra, convertir un cajón de madera en un mueble con puerta totalmente funcional.

Bisagras tipo piano

Estas bisagras son prácticamente iguales a las de tipo libro, pero las de piano son más grandes, por lo que en caso de recursos, éstas utilizan más tornillos para asegurar la sujeción. Si vais a conectar dos estructuras grandes, esta bisagra es para vosotros.

Bisagras tipo separables

Este tipo de bisagras os va a ir bien si tenéis estructuras temporales en vuestra casa y queréis desmontarlas sin quitar tornillos de la bisagra base, este tipo de bisagra son muy cómodas, ya que cuentan con un trozo cilíndrico que hace las veces de pasador, si os quitáis el pasador, desmontáis la bisagra, con este tipo de pasador podréis quitar y unir las bisagras infinidades de veces.

Bisagras de tipo articuladas

Este tipo de bisagras las veréis habitualmente en ventanas, en las puertas se ven pero no muy frecuentemente, son muy buenas, pero la contra es que si no la sabéis poner, os va a costar un mundo, ya que estas bisagras no son sencillas para ese objetivo. Es por esto que, si queréis ahorraros tiempo y malos ratos, llama a un profesional que ya haya instalado estas bisagras, puesto que ellos ya saben de medidas y lo harán de una manera más sencilla.

Bisagras de tipo ocultas

Como su nombre lo indica, cuando os instaláis este tipo de bisagras, no se pueden ver a simple vista, por lo que podéis unir dos estructuras y las podéis abrir como un libro.

Bisagras de tipo doble acción

Estas bisagras las podéis ver en las puertas de la cocina de los restaurantes, más que todo, que abren tanto para adentro, como para afuera, y finalmente vuelven a cerrarse, por lo demás, pues son cómodas para instalar, solo tenéis que dejar espacio suficiente para que las puertas no choquen.

Bisagras de tipo depósito

Estas bisagras son las que más se usan en la cocina, ya que se instalan es por dentro del mueble de la cocina y no se ven por fuera, vienen con la ventaja que se cierran solas, estas bisagras no son cómodas de instalar por lo que, si no la habéis colocado perfectamente, no podrán cerrar solas ni abrirse correctamente tampoco.

Hay tres tipos de bisagra que tienen diferencias:

La recta se coloca cuando vais a poner una puerta por la parte de afuera del mueble.

La súper acodada, usadla cuando vais a poner una puerta por dentro del mueble.

La que solamente tiene codos, usadla cuando vais a poner una puerta en el medio del mueble.

Bisagras de tipo planas

Son casi iguales a las anteriores, pero no necesitaréis perforar vuestro mueble como la bisagra anterior, ya que con unos tornillos bastan para instalarla. Si os gusta hacer las reparaciones en casa por vosotros mismos, este tipo de bisagra es la ideal

Bisagras de tipo cristal

Poseen una abrazadera, metálica en muchos casos, en forma de “U” que retiene el vidrio, después se fija el vidrio con los tornillos para que no se os resbale y se rompa, después de que la colocáis, la puerta os abrirá, cuidando de que el vidrio no se va a caer.

Bisagras especializadas

Por supuesto que las bisagras que os presentamos no son todas las que existen y hay muchas más, pero os decimos que son especializadas y no las vais a conseguir a menudo por ahí en los negocios estándar, si vuestro caso es que necesitáis una bisagra que no está en este post, debéis ir a una tienda especializada para estas bisagras va ver si la podéis encontrar, pues existen muchas que no salen a la venta ordinaria, sino que son pedidas por fabricantes, por lo que su venta al público en general es casi nula.

A veces, hay bisagras tan especializadas que solo se venden por pedido, pero para fabricantes de muebles y otros artefactos de cocina y de escritorios, ya que no salen al mercado habitual.